Recuperemos nuestro futuro: cambiar el sistema, no el clima

La semana de movilización que comenzó el viernes 20 de septiembre tiene ya proporciones históricas: más de cinco mil eventos en 156 países y cuatro millones de manifestantes. Cientos de miles de jóvenes han estado saliendo durante meses de sus escuelas y universidades en huelga climática y se han manifestado masivamente esta semana, respondiendo en gran medida al llamamiento de Greta Thunberg. Hay una nueva generación que se alza en todos los continentes para oponerse a la catástrofe climática que está ya en curso.

Julio de 2019 fue el julio más caluroso jamás registrado. Cientos de miles de hectáreas de bosques irremplazables han ardido en el Amazonas, e incendios forestales sin precedentes han devastado Groenlandia, Siberia y Alaska. El huracán Dorian en las Bahamas, el tifón Faxaï en Japón, las lluvias torrenciales en el sur de la península ibérica… la lista es larga, mostrando el efecto tremendo de un aumento de 1,1° C en la temperatura promedio de la Tierra durante el último siglo y medio.

Los 2° C están lejos de ser un límite seguro, es imperativo mantenerse por debajo de los 1,5° C asumidos in extremis en el acuerdo de París, gracias a la presión de las movilizaciones climáticas y de los países más afectados por el aumento del nivel del mar. Pero desde 2015, las emisiones de gases de efecto invernadero han seguido aumentando, lo que nos lleva directamente al desastre con pronósticos de subidas de hasta 7° C.

La Cumbre de Acción Climática de la ONU se celebra esta semana en Nueva York. Aunque los países no están cumpliendo con sus compromisos adoptados hace cuatro aNyos, ya de por sí insuficientes, el Secretario General de la ONU les pide “planes para lograr la neutralidad de carbono para 2050”, “formas de combatir los subsidios a los combustibles fósiles”, “impuestos sobre el carbono” y “detener la puesta en marcha de nuevas centrales eléctricas de carbón después de 2020”. Ya sabemos que nada saldrá de esta enésima cumbre, y el capitalismo continuará con sus crímenes climáticos.

Para no cambiar el clima, debemos cambiar el sistema. Nuestra esperanza está en lo que sí ha cambiado, la movilización global dirigida por las jóvenes. Instamos a todas las fuerzas del movimiento obrero, los movimientos de mujeres, la comunidad LGBTQI, los pueblos indígenas de todo el mundo masacrados directamente por el capitalismo depredador, los movimientos globales antirracistas, a librar juntas esta lucha fundamental por un planeta en que podamos seguir viviendo todas.

Las huelgas y marchas climáticas continuarán este fin de semana, los días 27 y 28 de septiembre. Fortalezcámoslos y construyamos juntos un movimiento internacional, masivo y radical por la justicia social y la justicia climática.

EUSKAL HERRIA IRAILAK 27: KONTSUMO-, IKASLE- ETA LANGILE-GREBA *

Itxaso Apraiz |                                                                                                                                    Euskal Herrian irailaren 20ko asterako Fridays For Future-ek (FFF) deituriko mobilizazioak irailak 27rako iragarritako greba-jardunaldiarekin bukatuko dira. Zehazki, langile-, ikasle- eta kontsumo-greba iragarri dira. Azken hile hauetan “Mundu Greba” hitzek (ingelerako “Global Strike”etik itzulpen zuzena) nahasmendua sortu dute. Horren aurrean eta Klima Larrialdirako Bizkaiko Aliantzan batzen diren talde desberdinek bultzatuta, ESK eta Steilas sindikatuek modu bateratuan irailak 27rako Greba Orokorrerako oharra erregistratu dute bai Euskal Autonomia Erkidegoan bai eta Nafarroan ere.

Azken bi urteotan lan-gatazken eta gatazka-sozialen ondorioz greba eta mobilizazio kopurua handituz joan da Euskal Herrian, eta krisi klimatikoaren aurkako greba hau datozen hamarkadetan pairatuko ditugun gatazken bezpera izan liteke. Izan ere, gure ekodependentzia eta interdependentzia gero eta nabariagoak izango dira planetaren muga biofisikoak gainditzen eta gure biziraupenerako baldintza materialak agortzen doazen heinean.

Euskal Herriko EAJ-PSEk gobernatutako hainbat udalbatzetan klima-larrialdiko adierazpen-mozioak atzera bota diren bitartean larrialdirik ez dagoenaren aitzakiapean, hauek gobernatutako Eusko Jaurlaritza hotsandiko klima-larrialdiko adierazpena prestatzen ibili da, laster asko eta era zabalean uda partean komunikabideetan jakitera eman dutena. Euskal Herriko gobernuen eta Aldundien jarrera hipokrita da baina, ez bait dute ezer egiten Espainiar estatuko petrolio findegirik handiena eta kutsakorrena (Petronor, Muskiz) zarratzeko, AHTren eta Bilboko Super Sur autopistaren eraikuntza sustatzen jarraitzen dute, hala nola autopista elektrikoena bai lurretik (Güeñes-Itsaso) bai eta itsasotik ere (Gatika-Bordel), errauskailuei (Zubieta, Zabalgarbi) segida eman behar zaiela sinisten dute, entrepresa pribatuei hidrokarburo-prospekzioak egiteko baimenak ematen jarraitzen dute, eta abar.

Nazioarte-mailan, herrialde askotan greba irailak 20an burutuko da, justu Nazio Batuen Erakundeak antolatutako “2019ko Ekintza Klimatikoaren Goi bilera” baino lehen. Espainiar estatuan baina, goi bileraren ondoren izango da, 27an hain zuzen ere. “Irabazi dezakegun lasterketa” goiburupean, NBEak “gazteria konprometitu eta mobilizatuari” keinua egin nahi diola dirudi, gazteria goi bileraren “bete-beteko eta ordezkaturiko alderdi” eginez eta “alderdi gako eta garrantzitsua” direla esanez. Ordea, NBEak modu irekian aditzera ematen ez duena da gazteriak benetan zelako pisua izango duen bertan eztabaidatuko diren sei eraldaketa-lerroen inguruan erabakiak hartzeko orduan.

Baina gazteria ez da ergela eta badaki bere etorkizuna datorren hamarkadan erabakitzen dela. Horrexegatik gazteria antolatzen ari da, eta antolatzen doan heinean sistema kapitalista patriarkal predatzaile honek eragindako arazo ekosozialaren larritasunaz kontzientzia hartzen doa. Adibidez, Bilbo eta Iruñean FFF aste osorako hainbat ekintza eta mobilizazio antolatzen ari da bai gazte zein ez hain gazteentzako: kontsumismoaren inguruko asanblada-eztabaida, biosferaren mugen inguruko hitzaldia, fast-fashionaren tailerra, plastiko kontsumorik gabeko ekintza ugari, hondakinen talde-bilketa, bizikleta-martxa, kontzertuak, bideo-proiekzioak, eta abar.

Aste honetan, NBEaren goi bileran hartutako erabakien zain ere egongo gara, ikusteko benetan gehiengoak “irabazi dezakegun lasterketa” ote den edo guretzako oztopo-lasterketa bat izaten jarraituko duen. Oztopo-lasterketa bat non elite ekonomikoek beraien azken teknologia ultra-fastdun zapatila onenak ateratzeko baliatuko diren. Gu oinutsik goaz eta lasterketa hau irabazi nahi dugu.

Irailak 20-27 honetan gure gazteriaren alboan kalean elkar ikusiko dugu!

*Jatorrizko artikuloa Poder Popularretik atarata.

Itxaso Apraiz, Antikapitalistak Euskal Herria.

Elecciones del 10N. Comunicado de Anticapitalistas: todavía no es tarde

Comunicado:

Las elecciones generales del 10 de Noviembre se producen en un contexto político complicado. El fracaso de las izquierdas a la hora de conformar un gobierno “progresista” genera desafección en amplios sectores de la sociedad. El fantasma de la crisis económica aparece en el horizonte. Nuevos movimientos de masas a nivel global, como la lucha contra el cambio climático, aparecen con fuerza en la escena. La extrema derecha acecha y espera su oportunidad en muchos países, gobernando ya en algunos Estados importantes. Las potencias mundiales se preparan para nuevos conflictos.

En medio de toda esta situación, el PSOE de Pedro Sánchez decidió ir a nuevas elecciones con el objetivo de tratar de conformar un nuevo centro político, capaz de pactar a derecha y a izquierda y así restaurar el orden político. Las ilusiones en un giro a la izquierda del PSOE se vuelven a desvanecer, pero los efectos no serán positivos. Mucha gente se ha desmoralizado por el camino, el PSOE se ha fortalecido y la izquierda se ha debilitado. Como advertimos hace tiempo, un acercamiento al PSOE convirtiéndolo en parte de la solución cuando es parte del problema, colocaría a las fuerzas transformadoras en una peor situación, provocando su crisis.

Nuestra propuesta para la investidura consistía en que la izquierda negociase con el PSOE una serie de medidas programáticas concretas (derogación de la reforma laboral, ley mordaza, aumentos salariales, etc.) e inmediatamente pasar a la oposición, para fiscalizar la acción de gobierno, ser decisivos condicionando el desarrollo político parlamentario y construir un proyecto alternativo al de los grandes partidos, que solo sirven a los intereses de las élites. Entrar en un gobierno dirigido por el PSOE en vez de ser su alternativa nos parecía una táctica errónea. El PSOE solo admitiría a la izquierda en situación de total subalternidad, tal y como demostró la oferta de gobierno de Pedro Sánchez.

Sin embargo, se optó por entrar en el gobierno como prioridad. Por el camino, aunque ahora se trate de justificar a posteriori, la izquierda se ha dejado el programa y el proyecto estratégico. Cada día se día se dice una cosa en función de lo que deciden los portavoces. No hay discusión colectiva ni principios: eso produce una profunda pérdida de credibilidad y provoca crisis y una tendencia crónica al debilitamiento.

Es en este contexto en el que surge la candidatura de Íñigo Errejón. Una candidatura que trata recoger el descontento progresista, surfeando la oleada de fracaso de las izquierdas a la hora de conformar gobierno. Desde luego, este no es el proyecto de Anticapitalistas: nuestra propuesta no es una propuesta restauradora del orden, no consiste en regenerar el sistema con una serie de medidas paliativas y conformarnos con mejorar lo existente. Nuestra propuesta es una propuesta rupturista, que trata de democratizar la sociedad expropiando el poder económico a través de las luchas, para construir una sociedad ecosocialista. Pero también queremos señalar que son los errores de la dirección de Unidas Podemos, incapaces de defender una propuesta política mínimamente estable, plural y coherente, los que han facilitado el aterrizaje de propuestas neo-progresistas.

Aún tenemos una oportunidad para mantener abierta una cuña constituyente. El sistema político trata de prepararse para las crisis que vienen, tanto económica como política. Quieren llegar a esa situación con una izquierda disciplinada o destruida. La sentencia del “Procés” será previsiblemente dura. Buscan un cierre por arriba que impida transformaciones por abajo.

Por eso, desde Anticapitalistas proponemos abordar las elecciones generales en torno a 3 ejes:

– El PSOE ha demostrado ser un garante del orden. No se puede considerar al PSOE un garante del orden injusto y a la vez tratar de gobernar con él. La izquierda debe ir a las elecciones aprendiendo las lecciones de la investidura: se trata de evitar que gobierne la derecha, de construir un proyecto diferente al del PSOE desde la oposición.

– Recuperación de un programa fuerte, capaz de movilizar a la gente trabajadora. Desde el feminismo, ecologismo y la democracia radical, es necesario proponer una serie de medidas fuertes, tanto a corto como a largo plazo. Derogación de la reforma laboral, derogación de la ley mordaza, fin de la represión en Catalunya, reducción de la jornada laboral, medidas frente a la emergencia climática, etc. deben ir acompañadas de un proyecto estratégico que defienda sin complejos el derecho a decidir de los pueblos, la expropiación del poder económico y la planificación democrática de la economía o medidas feministas que combatan las raíces estructurales del patriarcado. En un contexto de crisis radical, es necesario luchar en el aquí y ahora, y a la vez abrir horizontes nuevos. Ejemplos como el laborismo de Jeremy Corbyn están mostrándonos un camino en donde la radicalidad no está reñida con construir una mayoría social.

– Una candidatura amplia de izquierdas, donde quepa todo el que asuma unos puntos mínimos, para combatir la resignación y evitar que el PSOE reconstruya el centro político. Nadie tendría que renunciar a sus principios ni a su programa. Desde Anticapitalistas, instamos a Unidas Podemos, por su especial relevancia a escala estatal, a impulsar un proceso de esas características. Todavía no es tarde.

CAMBIO CLIMÁTICO: LOS GOBIERNOS Y LAS DIPUTACIONES LEJOS DEL APROBADO

ITXASO APRAIZ Y RITXI HERNANDEZ
(EUSKAL GUNE EKOSOZIALISTA) Tomado de Naiz                                              
 

Por desgracia, los gobiernos y las diputaciones de Euskal Herria están muy lejos de un aprobado en la lucha contra el cambio climático. Y esa calificación no varía tampoco con la reciente declaración institucional del Gobierno Vasco sobre emergencia climática del 30 de julio de 2019.

2019/09/26

Ante la convocatoria de huelga mundial por el clima del próximo 27 de setiembre, es muy conveniente realizar una evaluación de la auténtica «agenda vasca» que los gobiernos y diputaciones tienen para hacer frente al cambio climático.

Según los estudios científicos realizados, ya sabemos por ejemplo, que en la Comunidad Autónoma del País Vasco se prevé que las olas de calor se multiplicarán por seis y que ello reducirá la esperanza de vida de la población en cuatro años (Consejería de Medio Ambiente del País Vasco, 2017). También sabemos que disminuirán los recursos hídricos, que aumentarán los incendios forestales, que las zonas costeras serán más vulnerables como consecuencia del aumento del nivel del mar, que para finales de siglo el tamaño de las playas se reducirá en un 25%-40%, que crecerá el riesgo de inundaciones (en el Gran Bilbao, por ejemplo, será tres veces mayor), etc.

Para realizar la evaluación a la que nos hemos referido, he aquí una serie de datos y hechos muy significativos:

1. Para poder hacer frente al cambio climático de manera efectiva, para el año 2030 tendríamos que reducir en un 80% los Gases de Efecto Invernadero (GEI) en Euskal Herria. En cambio, en la «Estrategia vasca contra el cambio climático 2050» se propone una reducción solamente del 40%. Y, aun así, estamos lejos de esa cifra pues según datos del EUSTAT, en el 2017 (última fecha de medición) en vez de reducir las emisiones, se incrementaron en un 3,8% en Navarra y en 5,4% en la CAV. Además, nuestras emisiones per capita en la CAV son ya superiores a la media europea: 9,2 Tm en la CAV, y 8,7 Tm en Europa; mientras que la media global es de 4,7 Tm (2019).

2. La transición energética que es imprescindible realizar para hacer frente a la emergencia climática, requiere, entre otras cosas, que el 70-80% de los combustibles fósiles se dejen en el subsuelo. Es decir, que no se extraigan, que no se quemen. Al mismo tiempo esa transición, exige también una reducción muy significativa en el consumo de energía y una apuesta decidida por las energías renovables. Sin embargo:

a. El gobierno vasco concedió a dos empresas privadas permisos durante seis años de sondeo de hidrocarburos en Bizkaia y Gipuzkoa.

b. Además, exceptuando los años de crisis económica, el consumo de energía se ha incrementado constantemente en Euskal Herria (Xabier Zubialde, 2016).

c. Por último, las energías renovables suponen solamente el 7% del total en la CAV (en Navarra un 21%).

3. El sector de transporte emite más o menos un tercio de las emisiones de GEI y, además, esa cantidad va en aumento. Por eso, es uno de los sectores clave para la reducción de esas emisiones. Sin embargo, las instituciones vascas siguen construyendo y planificando vías rápidas que fomentan la utilización del transporte privado. El último ejemplo lo tenemos en la ampliación de la Super Sur promovida por la Diputación de Bizkaia.

4. El sector industrial supone el 28% del total de emisiones de GEI en Navarra y el 21% en la CAV. La refinería Petronor es la más contaminante: en el 2015 emitió 2,27 Tm de CO2 a la atmósfera. Junto a otras 5 empresas de la CAV, emiten un 72% de los GEI. Unas medidas adecuadas para esas pocas empresas reducirían de forma significativa el volumen de emisiones del sector. Pero las instituciones vascas siguen sin hacer nada en ese sentido. Al contrario, han apoyado abiertamente producciones más contaminantes como la planta de coque de Petronor.

5. Para que la transición sea socialmente justa, es decir, para que se desarrolle en función de los intereses de la mayoría social, tiene que basarse en una democracia lo más amplia y participativa posible. El propio Ararteko (Transición Energética en la CAV, 2018) recomienda «Incorporar en la legislación vasca medidas para garantizar de forma real y efectiva la participación ciudadana en las decisiones energéticas y climáticas».

En ese sentido, antes de acometer aquellas infraestructuras que tienen grandes impactos medioambientales y requieren de un gasto público importante (TAV, incineradoras de Zabalgarbi y Zubieta, etc.) es necesario promover una discusión lo más amplia posible entre la población y que ésta pueda expresar su opinión por medio de consultas específicas. En cambio, las instituciones vascas continúan por la vía de la imposición aun cuando, por ejemplo, en el caso de la construcción del TAV se hayan emitido un 2,97 Tm de GEI y se hayan malgastado 30 millones de euros por kilómetro construido.

Los datos y hechos citados son sólo una parte de todos a los que nos podíamos referir, pero son lo suficientemente significativos como para considerar que, por desgracia, los gobiernos y las diputaciones de Euskal Herria están muy lejos de un aprobado en la lucha contra el cambio climático. Y esa calificación no varía tampoco con la reciente declaración institucional del Gobierno Vasco sobre emergencia climática del 30 de julio de 2019. Y no varía porque nos remitimos a los hechos y no a las declaraciones, en muchos casos retóricas, y porque los dos partidos del Gobierno Vasco, incluso en el ámbito de la declaración, han votado en contra de la moción propuesta por la Alianza por la Emergencia Climática en varios ayuntamientos (Getxo, Sopela, Berango).

Si queremos que esa calificación cambie tenemos que hacerles oír nuestra voz lo más alto y claro posible. Por eso es tan importante que apoyemos y participemos de forma activa en la huelga y las movilizaciones del próximo viernes 27 de setiembre.

Metal de Bizkaia en lucha.

Todos los sindicatos con representación en el sector del metal de Bizkaia -ELA, CCOO, LAB, UGT, ESK, CGT, USO y CNT – hemos convocado esta rueda de prensa para hacer pública nuestra valoración sobre la situación en la que nos encontramos en la lucha del Convenio Sectorial del Metal de Bizkaia, tras la 22ª reunión de la Mesa de Negociación, que ha tenido lugar esta mañana.

En primer lugar, queremos recordar que la lucha del Metal de Bizkaia se basa en conseguir unos contenidos que ayuden a superar la precariedad que se vive en el sector. Por ello, hablamos continuamente de salarios (a tablas y reales), jornada, derecho a la subrogación, igualdad entre mujeres y hombres, regulación de la eventualidad y utilización de ETTs, medidas para garantizar la salud laboral. Son contenidos que trasladamos el 10 de mayo en la plataforma sindical conjunta. Queremos recordar que dicha plataforma es consecuencia de un acuerdo entre los 4 sindicatos, que modificamos nuestras respectivas plataformas iniciales. En este sentido, FVEM falta a la verdad cuando dice que se trata de una plataforma inicial. Los sindicatos nos hemos movido.

Es importante tener en cuenta que entre mayo y junio se han realizado 5 días de huelga, con un seguimiento muy importante en las empresas del sector, así como unas movilizaciones espectaculares. Queremos destacar también la suma de sindicatos (ESK, CGT, USO, CNT) que, sin estar presentes en la mesa de negociación, están siendo compañeras de camino y lucha.

El pasado mes de julio, ante el desprecio de la patronal a nuestras reivindicaciones, hicimos público y convocamos otros 5 días de huelga para después de verano. Queremos recordar también que, a pesar de que la FVEM se comprometió en la penúltima reunión (17 de junio) a proponer la siguiente fecha, tardó más de un mes en dar señales de vida; a finales de julio planteó una fecha para septiembre.

Pues bien, esta mañana nos hemos reunido los 4 sindicatos con FVEM en el Consejo de Relaciones Laborales de Bilbo. La valoración conjunta de los 4 sindicatos es la siguiente:

-FVEM no ha dado respuesta a los contenidos de la plataforma conjunta sindical del 10 de mayo.

-La patronal no ha planteado absolutamente nada sobre derecho de subrogación y elementos relacionados con la precariedad como la eventualidad y ETTs.

-Mantienen elementos de regresión en cuestión de flexibilidad y bajas.

En consecuencia, los sindicatos valoramos como insuficiente lo planteado hoy por FVEM. Nos reafirmamos en la posición de que vemos a una patronal que no quiere que se reparta la riqueza que se genera en el sector; y quiere mantener unas condiciones cada vez más precarias en el Metal de Bizkaia

La siguiente reunión de la Mesa de Negociación será el proximo dia 18 de septiembre, a partir de las 12:30.

Por todo ello, ELA, CCOO, LAB, UGT, ESK, CGT, USO y CNT hacemos un llamamiento para reforzar la lucha en el Metal de Bizkaia. Aprovechamos esta rueda de prensa para hacer pública la agenda de movilización que tendremos en las próximas semanas:

• 5 días de huelga en todas las empresas del sector del metal de Bizkaia, los días: 30 septiembre, 1, 2, 3 y 4 de octubre

• El 21 de septiembre, sábado, realizaremos una manifestación en Bilbo. Desde Plaza Euskadi (al lado de la sede de FVEM) hasta el puente del Arenal. A partir de las 12:00.

• Esta misma semana, el 12 de septiembre, concentracion en defensa del derecho a la huelga y en contra de la persecución sindical delante del Puerto de Bilbao (entrada por Zierbena) desde la 13:30 hasta las 14:30, denunciando la actitud de la empresa HAIZEA WIND.

Además, hemos decidido reforzar la socialización de la lucha del Metal de Bizkaia planteando
• Reuniones con diferentes colectivos sociales
• Mociones en la Diputacion Foral de Bizkaia y en Ayuntamientos diferentes del territorio (Bilbo, Barakaldo, Erandio, Basauri, Gernika, Durango, Igorre, Mungia, Zamudio).

EKOSOZIALISMOA EDO BASEKERIA

Klima banku bat balitz, erreskatatua egongo litzateke jadanik. Ezin dugu baimendu planeta suntsi dezaten: denon artean mobilizazio erraldoi bat bultzatuko dugu, kaleak hartu eta justizia sozial eta klimatikoranzko gizarte baterantz joatea zentruan jarriko duena.

Si el clima fuese un banco, ya lo habrían rescatado. No podemos a permitir que destruyan el planeta: vamos a impulsar entre todas una gran movilización que ocupe las calles y coloque en el centro la necesidad de avanzar hacia una sociedad basada en la justicia social y climática.

GU ERE Jaizkibelekin!

Ezin dugu ulertu indarkeria matxistaren aurkako borroka alde batetik eta emakumearen diskriminazioaren mormalizazioa bestetik. Ez da onargarria emakumearen aurrean jarrera sexistak eta bortitzak normaltasunez bizitzea. Ez da onargarria emakumeak beren herrietako jaietan mehatxu, irain, plastiko beltzez inguratuta parte hartzea. Ez da onargarria erakundeek eremu guztietan, festa eta tradizioetan ere bai, berdintasun osoa lortzeko lan egin ordez, diskriminatzen dutenak sustatzea eta babestea. Antikapitalistak ere #nierejaizkibelekin #aurrerajaizkibel

No entendemos por un lado la lucha contra las violencias machistas y por otro la normalización de la discriminación contra las mujeres. No es admisible la normalidad con la que se aceptan actitudes sexistas y violentas con las mujeres. No es admisible que las mujeres participen en las fiestas de su tierra bajo amenazas, insultos, plásticos negros. No es admisible que desde las instituciones lejos de trabajar por la igualdad plena en todos los ámbitos, también en el de la fiesta y las tradiciones, promocione y proteja a aquellos que discriminan. Antikapitalistak también!

LOS 7 VERDADEROS ANTISISTEMA DE BIARRITZ

Iosu Del Moral |

Durante los próximos 24, 25 y 26 de agosto se celebrará en Iparralde, en la zona norte de Euskal Herria, concretamente en el municipio de Biarritz, la cumbre del G7. Encuentro en el que tomarán parte los/as mandatarios/as y responsables económicos/as de los siete países más neo-liberales del planeta. En esta ceremonia además de estrechar lazos entre ellos/as, marcarán algunos de los ejes estratégicos de su hoja de ruta, con el fin de preservar su estatus hegemónico de poder dentro de las relaciones económicas internacionales.

Acontecimiento al que, además de los siete estados, llegarán responsables políticos/as y económicos/as, a modo de invitados/as, entre los/as que no faltará la caricatura de Pedro Sánchez. Un tipo capaz de ganar unas primarias de su partido al son de la internacional socialista, versión light, para poco después echarse una vez más en brazos de los poderes financieros. No está de más recordar siempre que la socialdemocracia hace tiempo ya que se convirtiera en una parodia de sí misma, para pasar a ser una pieza más en el engranaje de la máquina capitalista.

Por supuesto el acto estará acompañado de todas las medidas de seguridad que sean necesarias para que todo transcurra con normalidad. Para ello se prepara un dispositivo sin precedentes. Desde la llegada a la zona de más de 10 mil hombres y mujeres pertenecientes a la gendarmería francesa, un control de fronteras pocas veces visto, el cual comenzará una semana antes, a prácticamente el cierre del centro de la ciudad restringiéndolo casi por completo a los/as asistentes a dichas jornadas. Evidentemente sin reparar en lo que semejante operativo pueda afectar a todos/as los/as trabajadores/as que a diario transitan por toda la zona fronteriza, como a toda la circulación derivada de la temporada estival, o qué decir de los/as propios/as habitantes del territorio que verán alterada su rutina del día a día. Por no hablar de la dificultad que está suponiendo la organización de aquellos/as que quieran acercarse a mostrar su malestar y repulsa a dicha celebración, negando incluso derechos tan fundamentales como el de manifestación.

Desde ambos lados de Euskal Herria se llevan meses preparando el conjunto de acciones que diferentes agentes sociales, políticos y sindicales quieren llevar a cabo. Sin duda la prioridad de todos/as ellos/as es poner en el centro de la reivindicación a las personas. Mientras ellos/as siguen reclamando la supremacía del vil metal sobre todas las cosas, algunas personas continúan empeñadas en denunciar que la gente no puede estar supeditada a los designios del mercado.

Es cierto que la lucha proporcionalmente sigue siendo la de David contra Goliat, en la cual cuesta mucho combatir al capitalismo. Ese asesino invisible que de manera camaleónica es capaz de transformarse y adaptarse constantemente, gracias a esa preciada victoria que desde hace tiempo ostenta y utiliza para jugar con ventaja, que no es otra si no la conquista del relato. Relato que ha conseguido introducirse hasta las mismas entrañas del ser humano y de su imaginario, donde cuanto más dinero tengas y cuanto más puedas consumir y obtener bienes y servicios, más plena será tu vida. Y donde nadie pone en duda un sistema que supuestamente ofrece bienestar a cambio de una cómplice sumisión, tachando de perro/a flauta, vago/a y demás, cuando no de antisistema o peligroso/a terrorista, a aquellos/as que plantean una alternativa al yugo de los privados.

Así que sí, de lo que no cabe duda es que durante esos días las calles de Biarritz se llenarán de antisistemas. Pero no entendido como aquellos/as activistas llegados/as desde muchos lugares de Europa con el fin de confrontar de manera legítima un sistema injusto y cruel, sino que se llenará de los/as verdaderos/as antisistemas. Los Macron, Trump o Merkel, verdaderos/as antisistemas de esta historia, capaces de aplicar políticas que suman a las sociedades en una existencia hueca de valores humanos y, por el contrario, llena de una feroz competitividad y de una desmesurada avaricia que nos aboca a la imposibilidad de un desarrollo pleno y solidario de convivencia entre los distintos pueblos.

Iosu Del Moral es militante Antikapitalistak Euskal Herria y Secretario General de Podemos Donostia.