La caída de “Morsisi” enSudán

Gilbert Achcar.

El pueblo sudanés acaba de derrocar a su líder autocrático de largo tiempo, Omar al-Bashir. Es una confirmación de que el fermento revolucionario de la primavera árabe no se extinguió en 2011.

El 17 de diciembre de 2010, la autoinmolación de un joven vendedor ambulante en el centro de Túnez provocó un incendio revolucionario que se extendió por toda la región. Ocho años después, el 19 de diciembre de 2018, la implementación de las medidas de austeridad por parte del gobierno sudanés prescritas por el Fondo Monetario Internacional provocó un nuevo aumento de la protesta masiva. [ 1 ] Y dos meses después del estallido del levantamiento sudanés, la población argelina inició su propia revuelta, enfrentándose a un régimen militar arrogante preparado para renovar el mandato presidencial de la enfermiza y apenas funcional Abdelaziz Bouteflika. [ 2 ]

Los dos levantamientos, aunque aún eclipsados ​​por las conflagraciones de 2011, han hecho que la situación regional se vea cada vez más como un redujo de la Primavera Árabe. [ 3 ] Más fundamentalmente, el nuevo estallido de fermento revolucionario, después del reflujo que comenzó en 2013 y aún persiste en países como Siria, Egipto, Libia y Yemen, es una sólida confirmación de que la explosión de 2011 no fue simplemente una “primavera”. ”En el sentido de una breve y suave fase de democratización política. [ 4] Fue más bien la fase inicial de un proceso revolucionario a largo plazo, impulsado por una crisis estructural relacionada con la naturaleza social y política de los regímenes de la región. De hecho, a pesar de que los vientos de reacción y restauración han azotado la región desde 2013, la agitación social nunca se disipó por completo: se produjeron erupciones locales de enojo social en varios países del mundo de habla árabe, como Irak, Jordania, Túnez, y marruecos. Irán, aunque no es un país de habla árabe y un estado muy peculiar, también se unió a la refriega.

El anuncio de la junta militar sudanesa ayer de que ha derrocado a su ex líder, Omar al-Bashir, y que está asumiendo el poder durante dos años antes de entregarlo a un gobierno electo, de repente le está dando un aire de déjà vu a la redacción. [ 5 ] Se parece al anuncio de la junta militar egipcia el 11 de febrero de 2011 de que destituía a Hosni Mubarak y tomaba el poder ejecutivo durante un período de transición. [ 6 ] Sin embargo, hay dos diferencias importantes entre Sudán y Egipto, y ayudarán a configurar el resultado de la agitación de Sudán.

El primero se refiere a la Hermandad Musulmana y al ejército. En todos los países clave de la “Primavera árabe”, la corriente más prominente y poderosa de la oposición fue la Hermandad Musulmana. A pesar de que el grupo no inició las revueltas populares, saltando al carro una vez que estuvieron en movimiento y cobrando impulso, la Hermandad Musulmana logró desviar a los verdaderos iniciadores, una coalición irregular de grupos izquierdistas y liberales que van desde políticos y sociales. Organizaciones de redes juveniles conectadas por redes sociales. En Egipto, los Hermanos Musulmanes fueron instrumentales para fomentar las ilusiones sobre los militares en la primera mitad de 2011. Esperaban que los militares los llevaran al poder como socios.

Sabemos cómo terminó esa historia. Los militares aprovecharon la desilusión en masa con Mohamed Morsi, el presidente electo de la Hermandad Musulmana, para destituirlo e instalar uno de los suyos, el mariscal de campo Abdel-Fattah al-Sisi. [ 7 ] Sin embargo, lo que los Hermanos Musulmanes habían esperado en 2011 no era un producto de su imaginación, sino una reproducción del modelo que prevalecía al sur de la frontera, en el vecino Sudán, gobernado desde 1989 por el Mariscal de Campo Omar al-Bashir en Colaboración con los hermanos musulmanes locales.

Al-Bashir era un “Morsisi”, combinando las características de una dictadura militar y un régimen dirigido por la Hermandad Musulmana. En las últimas semanas, esta peculiaridad llevó al sorprendente espectáculo de enemigos regionales que se apresuraban a rescatar a Al-Bashir: la dictadura militar contra los Hermanos Musulmanes del Egipto de Sisi, el régimen antimilitaristas de los Hermanos Musulmanes de la Turquía de Erdogan, la lucha contra los musulmanes. Hermandad del reino saudí y de los Emiratos Árabes Unidos; El emirato de Qatar, patrocinador de la Hermandad.

Esta diferencia crucial entre los casos de Egipto y Sudán está estrechamente relacionada con un segundo: los Hermanos Musulmanes de Sudán no pueden hoy en día fomentar ilusiones sobre la junta militar de su país. Y es menos probable que la población sudanesa sea engañada que sus homólogos egipcios: saben que el ejército ha sido la columna vertebral del gobierno de al-Bashir. De hecho, hay muchos indicios de que lo que incitó al régimen de al-Bashir a romper su propia cabeza es el temor de los generales al contagio revolucionario que comenzó a extenderse entre las tropas en los últimos días, con soldados que se unen a los manifestantes y los defienden contra los matones del régimen. y otros cuerpos represivos.

Por ahora, la situación en Sudán está muy abierta, y es imposible predecir el resultado. Pero no será una repetición del escenario egipcio que llevó a Sisi al poder, o al menos no con el consentimiento popular. En Sudán como en Argelia, y también en todos los países de la región, el destino del proceso revolucionario depende de la aparición de líderes progresistas capaces de dirigir el movimiento de masas a través de las oleadas de las fuerzas regionales contrarrevolucionarias (los antiguos regímenes y sus fundamentalistas islámicos). contendientes o partidarios) y hacia la democratización social y política radical. No hay otra salida de la desestabilización que ha estado sacudiendo la región desde 2011.

12 de abril de 2019

Jacobino

Notas  pie de pagina

1 ] https://www.jacobinmag.com/2019/01/sudan-protests-unions-bashir-youth .

2 ] https://www.jacobinmag.com/2019/03/algeria-protests-bouteflika-movement .

3 ] https://www.jacobinmag.com/2015/12/achchar-arab-spring-tunisia-egypt-isis-isil-assad-syria-revolution .

4 ] https://www.jacobinmag.com/2019/01/arab-spring-authoritarianism-rosa-luxemburg .

5 ] https://www.nytimes.com/2019/04/11/world/africa/omar-bashir-sudan.html .

6 ] https://www.jacobinmag.com/2018/02/egypt-tahrir-revolution-mubarak-sisi-elections .

7 ] https://www.jacobinmag.com/2017/04/sisi-trump-military-egyptian-revolution-mubarak .

Declaración del PST de Argelia (Sección de la IVª Internacional) sobre la dimisión de Buteflika.

Por una Asamblea Constituyente soberana, ¡el combate continúa!

Imponiendo este 2 de abril de 2019 la salida de Buteflika, encarnación de un régimen liberal oligárquico, autoritario, cuasi monárquico y sometido a los intereses de las potencias extranjeras imperialistas, las y los trabajadores, la juventud, las mujeres y el conjunto de las masas populares acaban de arrancar, tras más de 40 días de huelgas y manifestaciones masivas sin precedentes, una preciosa e histórica primera victoria. En efecto, además de las manifestaciones gigantescas en todas las ciudades del país, ha sido la huelga general emprendida el 10 de marzo por las y los trabajadores en varios sectores, como los campos de petróleo y de gas del sur, los transportes aéreos y ferroviarios, las actividades portuarias, la educación y la salud, la administración y los impuestos, las profesiones liberale sy los pequeños comerciantes, etc., la que ha amplificado la crisis del régimen y acelerado el agrietamiento del poder. Así, ya el 11 de marzo, Buteflika renunciaba al quinto mandato, aunque quisiera alargar el cuarto. (más…)

Comunicado de organizaciones sociales y colectivos : Sobre la intervención policial en la Marcha del Agua

Montevideo, 26 Marzo 2019

Las organizaciones y colectivos firmantes manifestamos nuestra preocupación por la intervención policial realizada el pasado 22 de marzo, contra la marcha pacífica organizada en el marco del Día Internacional del Agua, por su notoria arbitrariedad e ilegitimidad, tanto jurídica como política, atendiendo a las razones que siguen:

  1. Es un hecho que en nuestro país se ha extendido la peligrosa práctica de ”infiltrar” marchas mediante policías encubiertos con el fin de sabotear reivindicaciones sociales, obtener información de militantes, criminalizar la protesta y la disidencia, así como generar temor.
  2. El procedimiento policial realizado el día 22 de marzo en la marcha por el Día Internacional del Agua se enmarca en estas prácticas. La ”infiltración” y posterior persecución de militantes al finalizar la marcha, que derivó en un episodio de violencia institucional en las calles de Andes y Colonia, que afectó particularmente a mujeres y hombres del colectivo Por el Costado de la Vía y que terminó en la detención arbitraria de dos jóvenes, quienes fueron golpeados (presentando lesiones), representan un flagrante atentado contra las libertades protegidas por nuestra normativa vigente.

Las débiles excusas presentadas por la autoridad ministerial en comunicado de prensa, para pretender justificar lo ocurrido, no son de recibo, sino que dan cuenta de un modo explícito de la constante vigilancia y persecución del ejercicio de los derechos civiles y políticos: ”En ocasión de realizarse una concentración pacífica en la pasada jornada -convocada en defensa del agua- la Policía detectó el comportamiento sospechoso de algunos participantes gracias a la tarea de los visualizadores de las cámaras del circuito de video vigilancia.Particularmente, una persona -que fuera identificado como uno de los que participó en disturbios y daños provocados en ocasión de la manifestación en contra del G20 de noviembre del año pasado en nuestra capital- llamó la atención de los policías”(comunicado MINTERIOR)

  1. El derecho a la asociación, a la libertad de expresión, y a la protesta de un modo pacífico es objeto de especial protección en nuestro ordenamiento jurídico y su reconocimiento tiene plena vigencia para las y los habitantes de la República; es por ello, que recae sobre el Estado la obligación de tutelar estos bienes que hacen a la esencia misma del Estado de Derecho y a la efectividad de la democracia.
  2. Por lo anterior, le exigimos a las autoridades estatales pertinentes: a) el cese inmediato de las arbitrarias e ilegítimas prácticas de ”infiltración” y persecución de marchas, organizaciones sociales, o cualquier otra actividad de militancia y protesta pacífica; b) respeto por el orden legal vigente y sobre todo, el respeto y protección de los derechos fundamentales; c) tomar acciones legales por el actuar indebido de las fuerzas de seguridad en flagrante incumplimiento de la Ley de Procedimientos Policiales; d) y compromiso para garantizar los mecanismos de reparación pertinentes a las personas afectadas por todos los daños causados en el marco de las actuaciones denunciadas.

Firman:

Amnistía Internacional Uruguay
Centro de Promoción y Defensa de los Derechos Humanos
Cotidiano Mujer
El Abrojo
Asociación Civil El Paso
Ecofeminismo Río Negro
Grupo por la humanización del parto y nacimiento Uruguay
Diálogo Político de Mujeres Afrouruguayas
HemisferioIzquierdo
Intersocial Feminista
La Cuarta Ola
Mujeres en Libertad
Mujeres en el Horno
Redes – Amigos de la Tierra Uruguay
Ovejas Negras
UAFRO

VENEZUELA

1 – La autoproclamación de el derechista Juan Guaido como presidente de Venezuela, en un golpe de estado elaborado por Trump, para preparar el terreno para una intervención directa en el país vecino, coloca a Latinoamérica como el centro de la tensión de la situación global. Funcionando directamente con esa política, el imperialismo USA una vez mas actua en lo que cree su “patio trasero”. Este cambio en la política estadounidense ha sido posible por el triunfo de Bolsonaro en Brasil y de Duque en Colombia. Sin esos apoyos fundamentales, la situación habría sido diferente.

2 – Despues de numerosos intentos fallidos de intervención en Venezuela el pasado año, el gobierno de Trump aceleró un criminal boicot económico, con el único propósito de castigar al pueblo de Venezuela, que ha estado viviendo en una crisis económica, social y política durante varios años. El aumento de los movimientos migratorios, las vilolentas manifestaciones callejeras (“guarimbas”) como las que tuvieron lugar en 2016-2017 y la elección de gobiernos de extrema derecha en América del Sur, han posicionado a Estados Unidos en una nueva ofensiva contra el pais.

3 – La elección de Nicolás Maduro el 19 de Enero de 2019, poco después de que Bolsonaro llegara al poder en Brasilia, aceleró el plan de Estados Unidos de apoyar a los grupos de derecha en Venezuela, como la Mesa de Unidad Democrática (MUD), sin reconocer al presidente electo.

En ese contexto el presidente de la Asamblea Nacional Venezolana, Juan Guaidó, se proclamó presidente de Venezuela el 23 de Enero. Fue inmediatamente reconozido por los gobiernos de Donald Trump (USA), Ivan Duque (Colombia) y Jair Bolsonaro (Brasil), asi como por los gobiernos de Paraguay, Perú, Canadá, Ecuador, Chile, Argentina y la Unión Europea.

4 – La amenaza de una intervención militar demuestra claramente que no es una opración en “defensa de la democracia” ni una acción militar “humanitaria” como el gobierno de Estados Unidos y el “Grupo de Lima” nos quieren hacer creer. La “defensa de la democracia” se contardice con la imposición de un presidenta no electo y con la llamada a la “rebelión militar”, asi como las sanciones económicas impuestas a Venezuela se contradicen con la “ayuda humanitaria”. Como peleles del gobierno de Estados Unidos, las tropas de Colombia y de Brasil se han colocado en la frontera venezolana el sábado 23 de Febraro, para enviar supuestamente “ayuda humanitaria”, pero con el objetivo calro de provocar un conflicto, pero realmente es el intento oculto para una intervención miliatr externa combinada con un golpe de estado desde dentro, con el objetivo de recuperar el control del pais.

5 – El objetivo real de Estados Unidos, de común acuerdo con la oposición de derechas, es apropiarse la riqueza de Venezuela y restaurar el neolibaralismo en el pais, imponiendo un severo castigo, sangriento si es necesario, al esfuerzo del pueblo venezolano que insiste en decidir su propio destino. No olvidemos que Venezuela los depósitos de petroleo mas grandes del planeta, superando incluso a Arabia Saudita. Mientras Arabia Saudita tiene 267.300 millones de barriles de reservas de petroleo (15’7 del total mundial), Venezuela tiene 298.000 miiiones de barriles de revervas (17’5 del total mundial). Indudablemente, una intervención victoriosa en Venezuela allanará el camino para un nuevo retroceso a lo largo de Latinoamerica, subordinando definitivamente nuestro continente a los interese de Estados Unidos. esto significará el fortalecimiento de gobiernos reaccionarios y autoritarios que se han comprometido en atacar a los movimientos sociales y conllevará una mayor explotación y opresion de la mayoria de los sectores de la sociedad.

6 – Frente a esto, el PSOL se opone a una intervención externa en los asuntos venezolanos. Estamos contra la intervención del gobierno de Bolsonaro en los asuntos internos venezolanos y en cualquier política de agresión militar contra la soberanía de Venezuela. Al mismo tiempo, rechazamos las sanciones económicas impuestas por Esyados Unidos y sus socios contra el pais hermano, asi como cualquier posible intervención militar extranjera o golpe de estado.

7 – Vista la grave situación en Venezuela, es urgente que los pueblos de Latinoamrica se unan en en solodaridad con el pueblo venezolano y exijan a los gobiernos de la región rechazar cualquier acuerdo con Donald Trump, también rechazar la falsedad de la campaña de la “ayuda  humanitaria”, la retórica de “defensa de la democracia” o cualquier asentamiento militar, bases o operaciones que impliquen medidas militares contra Venezuela.

8 – Finalmente, hacemos un llamamiento a todas las organizaciones democráticas y de izquierda y a los movimientos sociales en la región a formar comités en defensa de una Venezuela soberana y en solidaridad con el pueblo de Simón Bolivar, el Libertador.

PSOL

COMUNICADO DE YENIYOL(Turquia): DAESH ASESINA LA SOLIDARIDAD REVOLUCIONARIA.

turquia¡Condenamos la barbarie yihadista y la política guerrera del AKP!

Más de treinta jóvenes revolucionarios perdieron la vida tras el atentado terrorista perpetrado por la organización terrorista autodenominada Daesh (Estado islámico) en la ciudad de Suruç, en la frontera de Siria. Manifestamos todas nuestras condolencias a las familias, amigos y camaradas de las víctimas.

Este lunes 20 de Julio de 2015 un grupo de trescientos jóvenes se disponían a cruzar la frontera para participar en la reconstrucción de la ciudad kurda de Kobane, destruida durante la heroica resistencia de la población local, del PYD y de las milicias YPG-YPJ, así como de combatientes voluntarios venidos de todas partes. Dentro de la campaña de apoyo organizada por la Federación de asociaciones de las Juventudes Socialistas, cargados de juguetes, productos sanitarios, latas de pintura, libros y películas, estos estudiantes iban a contribuir a la reconstrucción de edificios, parques y escuelas.

Es este sentimiento inquebrantable de solidaridad internacionalista con los kurdos de Kobane el que ha sido el objetivo de Daesh y no “Turquía”, según pretende el primer ministro Davutoglu. Es su guerra contra el PYD, contra la que está perdiendo en Siria, que la organización terrorista trata de exportar sobre el territorio turco con este atentado , así como con las explosiones en el mitin final de campaña del HDP (Partido Democrático de los pueblos) en Diyarbakir.

¿Pero cómo se pueden no ver en este caso las consecuencias de la política exterior del AKP de Erdogan, que quiere a toda costa hacer caer al régimen de Damasco, apoyando coyunturalmente a uno u otro grupo yihadista para extender su hegemonía en Oriente Medio? Recordemos los camiones llenos de misiles y armas pasando a Siria bajo el control de los servicios de inteligencia, hospitales a disposición de los heridos de Daesh. Acordémonos de la alegría apenas ocultada del presidente Erdogan cuando declaraba que “Kobane está a punto de caer”.

¿Acaso no era Davutoglu quien proclamaba, cuando todavía era ministro de asuntos exteriores, que Daesh podría ser vista como una estructura radical pero que eran “el descontento y la indignación anteriores” los que han provocado esta reacción? Todavía hace un mes que la prensa del AKP anunciaba, refiriéndose a los recursos militares, que “el PYD es más peligroso que Daesh”. ¿Y finalmente cómo olvidar la fotografía que mostraba la sonrisa de confianza del terrorista yihadista durante su detención por la policía turca?

Frente a la barbarie yihadista y sus colaboradores, opondremos las sonrisas llenas de valor y portadoras de esperanza que estos jóvenes revolucionarios, asesinados de camino a Kobane, nos han legado. Es continuando su combate lo que nos hará vivir el espíritu de solidaridad que los animaba.

¡Por el derecho a la autodeterminación del pueblo kurdo!

¡Viva la solidaridad internacionalista!

Daesh asesino, AKP colaborador.

Yeniyol, sección turca de la IVª Internacional.

Declaración del Buró Ejecutivo de la IV Internacional – Cuba: la victoria y los riesgos

Cuba: la victoria y los riesgos

estados-unidos-bloqueo-cubaLa recuperación de las relaciones diplomáticas entre EE UU y Cuba, así como la puesta en libertad de los tres cubanos acusados de espionaje y condenados a perpetuidad en EE UU constituyen una victoria para el pueblo cubano. Desde hace más de 50 años la Administración estadounidense, por la que han pasado diez presidentes, no ha dejado de intentar destruir la revolución cubana. Desarrolló todo tipo de iniciativas para destruir Cuba: Intervención militar en Bahía de los Cochinos en 1961, complots para asesinar a los dirigentes cubanos, embargo económico para asfixiar la vida en la isla y presiones de todo tipo para aislar el país. Como ha reconocido Obama, esta estrategia ha fracasado. Cuba se mantuvo firme ante la primera potencia imperialista del mundo. Esto ha acarreado dificultades y sufrimiento, pero Cuba se ha mantenido firma, convirtiéndose en una referencia anti-imperialista para toda la izquierda latinoamericana.

Más aún; cuando en los años 1990 el bloque soviético se hundía a causa de las presiones del imperialismo y de sus contradicciones internas, con una burocracia que en esos momento optó por desarrollar un papel activo en la restauración capitalista, muchos observadores predijeron la caída del régimen cubano. Es verdad que la isla, que dependía en gran medida de la ayuda soviética, conoció una crisis sin precedentes,  con una economía muy debilitada que los cubanos denominaron “el período especial”. Aún con límites, la economía tardó diez años en recuperarse (a través de la asociación del Estado con capitales europeos en el sector turístico y, más tarde, con la ayuda del petróleo venezolano) pero no llegó a superar una serie de problemas estructurales agravados por el embargo norteamericano, que se vió reforzado por la ley Helms-Burton. La burocratización del régimen, la asfixia de las libertades democráticas, sus efectos sobre la movilización popular pesaron sobre la situación en la isla. Hay que señalar también, más allá de las intervenciones actuales de Mariela Castro -la hija de Raúl-, las restricciones en lo que respecta a la auto organización de las mujeres, el movimiento LGBTI y otros grupos oprimidos.

Ahora bien, a pesar de todos esos problemas, el imperialismo americano no nunca llegó a quebrar la revolución: esta resistencia no se puede comprender sin tener en cuenta la dinámica anti-imperialista, y el carácter nacional, popular, socialista de la revolución de 1959. No hay que olvidar que la revolución cubana derrocó a las clases dominantes de la época. Si el régimen ha logrado mantenerse, se debe a que es la expresión de esa formidable dignidad cubana, de la aspiración profunda a la soberanía nacional y popular de ese pueblo, del profundo rechazo a no volver a la situación precedente a la revolución que hizo de Cuba el “prostíbulo” de los EE UU de América. La resistencia cubana no hubiera tenido esa fuerza sin los logros iniciales de la revolución y una serie de conquistas sociales, sobre todo si se le compara a otros países de América Latina, en lo que respecta a la salud y a la educación. Esta dignidad se expresa también en una de aspectos de la política internacional de la dirección cubana: el apoyo a las iniciativas revolucionarios en América latina en los años 1960, el combate del Che Guevara o el apoyo en Angola a quienes se oponían al régimen de apartheid sud-africano. Desgraciadamente, también apoyó la intervención soviética en Checoslovaquia en agosto de 1968. Pero el internacionalista siempre ha constituido un valor fundamental en la educación en Cuba. Actualmente esto se traduce, una vez más, en el envío de médicos a través del mundo: particularmente a Venezuela, pero también, como se puede constatar, a África donde el trabajo humanitario de las y los médicos y voluntarios cubanos es mundialmente reconocido en el combate contra el virus del Ébola. Asimismo, según organizaciones ecologistas que relacional el desarrollo humano y el cálculo en el consumo de energía y recursos Cuba constituye un ejemplo en lo que respecta el desarrollo sostenible.

Esta resistencia ha sido capaz de hacer frente a la confrontación político militar con el imperialismo norteamericano, pero no ha sido suficientemente fuerte para resistir a las presiones del mercado mundial capitalista. Una vez más se confirma, de forma trágica, que no se puede “construir el socialismo en un solo país”. Esta presión ha castigado y deformado una economía muy poco diversificada -turismo, monocultivo de azúcar, explotación de níquel- y muy dependiente de las importaciones, sobre todo en lo que respecta a los productos de primera necesidad. Esto ha llevado a impulsar la introducción de mecanismos de mercado a través de la economía “cuentapropista” -el sector de autónomos- y, también, a despidos de personal en el sector público, sobre todo en las empresas azucareras. Todo ello ha reforzado y cristalizado las desigualdades entre una capa dominante del aparato de Estado vinculada al a jerarquía militar que a menudo mantiene relaciones comerciales con grandes empresas multinacionales capitalistas y, también, de quienes tienen acceso al dólar (privilegio de quienes parten al extranjero o trabajan en la industria turística o en la biotecnología) y la gran mayoría del pueblo cubano. Estas desigualdades y el mayor poder de esta capa dominante pueden constituir las bases de una evolución a lo vietnamita o a la china -un capitalismo de Estado combinado con un régimen burocrático autoritario del Partido Comunista- con características propias. Ahora bien, Cuba no es Vietnam y mucho menos China. Es difícil ver cómo un sistema semejante puede asegurar la independencia nacional de Cuba. Situada a 150 Km. de Estados Unidos y bajo la presión del imperialismo norteamericano y de la burguesía cubano-americana de Miami, Cuba sólo podrá resistir mediante la movilización social y la recuperación del proyecto revolucionario. A lo largo de estos últimos años, frente a estas contradicciones, la dirección cubana ha podido utilizar la ayuda de Venezuela, en particular el envío del petróleo a precios bajos, pero hoy en día, las dificultades de Maduro y del régimen post-Chávez no le permiten continuar ayudando a Cuba como lo hizo durante la última década.  De ahí que la situación económica puede agravarse y la importancia de aflojar el control del bloqueo norteamericano.

Hay que decirlo una vez más, la recuperación de las relaciones diplomáticas entre Estados Unidos y Cuba constituyen una buena noticia para el pueblo cubano. Pero, no se trata más que del primer paso. El embargo aún continúa y, por ello, es necesario seguir movilizándose y presionando internacionalmente para que cese.

Ahora bien, aún si la estrategia de Obama sigue adelante, no hay que ser ingenuos. El imperialismo norteamericano no ha renunciado a sus objetivos. Ya que la estrategia de confrontación político-militar ha fracasado, va a ensayar otra estrategia para situar a Cuba bajo su zona de influencia: “bombardear” Cuba de mercancías y capitales norteamericanos. Esta es ya, más allá de la política norteamericana, la opción de sectores importantes del capitalismo americano, sobre todo en el sector agroindustrial, el turismo, las telecomunicaciones, las nuevas tecnologías y las compañías aéreas. Y la resistencia ante esta nueva estrategia puede resultar más difícil que la desplegada estos últimos años.

Por ello el control estatal de las nuevas relaciones comerciales es indispensable para evitar los efectos corrosivos de los flujos económicos y financieros capitalistas. La situación es ya inquietante con la instalación de una Zona Franca en la región del puerto de Mariel y la nueva Ley sobre inversiones extranjeras (que garantiza 8 años de exención fiscal con el objetivo de atraer a nuevas empresas) en la isla. Este control debe ir acompañado de una intervención popular activa debido, sobre todo en los sectores en los que la burocracia cubana pueden acomodarse y beneficiarse de estos cambios económicos. Ahora mismo, esta es una cuestión clave.

La extensión que va a conocer el mercado capitalista en Cuba conlleva enormes peligros; entre otros, el desarrollo de la precariedad, las ampliación de las desigualdades, la puesta en cuestión de la soberanía nacional y el fin del desarrollo sostenible. Además, como contrapartida del levantamiento del bloqueo, el imperialismo norteamericano tratará de obtener concesiones del régimen cubano (como, por ejemplo, la “libertad” de comercio).

Para luchar contra estos riesgo, no hay otro camino que la movilización y el control popular, el control y la gestión de las empresas por parte de las y los trabajadores y sus representantes.

La tradición de las luchas sociales y de liberación nacional, así como la existencia de partidarios de la autogestión social que buscan reanudar  la relación con esa historia y con la fibra libertaria de la revolución cubana, aún cuando estas corrientes son minoritarias, pueden constituir, un activo para el pueblo cubano. Es preciso dar a conocer sus posiciones y las experiencia de esta corriente que tienen algunos vínculos en el seno del Partido Comunista cubano. Digámoslo de nuevo: para beneficiarse de la victoria actual y, al mismo tiempo, proteger al pueblo cubano de los efectos sociales de la presión capitalistas norteamericano, no hay otra vía que favorecer la movilización popular y la constitución de una auténtica democracia socialista. Para ello es necesario garantizar la libertad de expresión y crear las condiciones de una debate democrático en todas las organizaciones populares de Cuba. Esto pasa por la organización del pluralismo en el Partido Comunista cubano y en los movimientos populares.

Es un desafío extraordinariamente difícil dada la relación de fuerzas actual entre el capitalismo global y el movimiento popular a nivel mundial. Ahora bien, la revolución cubana se ha mantenido firme durante más de cincuenta años contra el imperialismo norte-americano, ¿no encontrará, una vez más, una salida original a esta situación?

 

Gaza. El Vietnam israelí.

Comunicado de Izquierda Anticapitalista


 

-–El pasado 8 de julio Israel lanzó la denominada operación “Margen Protector” contra Palestina. El falso detonante, según el gobierno israelí, fue el asesinato de tres colonos en las inmediaciones de la ocupada ciudad cisjordana de Hebrón. La acusación automática por parte de Israel a la organización Hamás, que nunca reconoció este acto y que posteriormente desmintió el propio gobierno israelí, suposo el inicio de la mayor acometida bélica contra Palestina desde la Segunda Intifada y una masacre sin precedentes en la sitiada y aislada Franja gazatí: 2141 personas asesinadas (más del 70% civiles según la ONU), 11.000 heridas, cientos de miles de personas desplazadas, destrucción masiva de infraestructuras básicas y barrios enteros convertidos en una alfombra de escombros. La razón de fondo de esta operación genocida contra el pueblo palestino estaba, sin embargo, en el pacto de unidad de las dos principales fuerzas palestinas (Fatah y Hamás) que acababan de ultimar un acuerdo de unidad nacional.

A pesar de estas terribles y dolorosas cifras y de la destrucción causada, Israel ha fracasado en Gaza en cuanto a sus objetivos políticos y militares, principalmente, por cinco motivos: 1) no ha logrado quebrar a la resistencia palestina, compuesta no solo por las milicias de Hamas, sino por diferentes facciones armadas de distinto color político que han operado de forma unitaria ante la agresión sionista, unidad esta también lograda entre la población palestina en su conjunto; 2) no ha conseguido romper el proceso de unidad entre la ANP y Hamas, quienes han sido interlocutores en las negociaciones para el alto el fuego y que ahora tiene una portavocía más clara en la que no solo figura la ANP; 3) no han podido destruir los túneles de la Franja, objetivo que Israel lanzaba como prioritario en sus medios de comunicación; 4) no han ampliado la zona bajo control israelí dentro de Gaza, otro de sus grandes objetivos mediáticos, y 5) su imagen internacional ha quedado seriamente dañada tal como muestran las impresionantes manifestaciones de solidaridad en las calles de todo el mundo y, sobre todo, el incremento de las acciones en el marco de la campaña de Boicot, Desinversiones y Sanciones a Israel (el Movimiento BDS).

Desde Izquierda Anticapitalista queremos, por todo ello, mostrar nuestro más sincero respeto y nuestra más profunda solidaridad con el pueblo de Gaza y su resistencia, con todas las familias que han sufrido las acciones y asesinatos del ejército sionista, así como nuestro total apoyo en el camino a la reconstrucción de la Franja. Asimismo, celebramos junto al pueblo palestino la inapelable victoria en esta batalla, una victoria que va a dar aire durante un tiempo a la castigada población de Gaza con el levantamiento parcial del bloqueo, con el compromiso del cese de los ataques y con el aumento a 6 millas de la zona pesquera para la población gazatí (antes era sólo de 3). Si levantamos el foco y vemos las cifras de muertos y la destrucción causada, podríamos no entender la euforia que se ha desatado en los territorios ocupados de Cisjordania y en la Franja. Miles y miles de personas en las calles enseñándonos que en ese rincón del mundo no se resiste solo en las milicias. Sino que, sobre todo, sobrevivir es resistir.

Por su parte, el presidente israelí Netanyahu, en un juego de equilibrios internos para cohesionar las políticas belicistas y cohesionar a su divido país sumido en una profunda crisis, ha probado su propia medicina como otros mandatarios sionistas en el pasado. En el año 2006 frente a las milicias de Hezbollah; en las anteriores campañas “Plomo Fundido” del 2008-2009 o “Pilar Defensivo”, en el 2012, fue también ante la resistencia palestina. Además, Netanyahu ha experimentado un descenso drástico en los índices de popularidad que la misma prensa israelí estima han caído de un 80% a principios de la ofensiva al 37% en el día de ayer. En otro orden de cosas, cabe destacar el lamento de los sionistas moderados y de la izquierda israelí por el fracaso de la agresión que ensalza el rol de Hamás en detrimento del de Abbas y la ANP, que es quien para ellos debería ser el interlocutor “moderado” a fortalecer por Israel. La cara más que patriota y condescendiente con los crímenes de guerra israelíes se pone una vez más a la luz del día, independientemente del color político de sus protagonistas.

Desde Izquierda Anticapitalista queremos, finalmente, hacer un llamamiento a la sociedad civil internacionalista a sumarse en la lucha anticolonial que está teniendo lugar en Palestina. A derrocar el sistema de apartheid como en su día se logró en Sudáfrica. Y mientras la resistencia en Gaza se está convirtiendo en un Vietnam para el estado de Israel, la mejor arma que podemos empuñar aquí es la campaña de Boicot, Desinversiones y Sanciones contra el estado de Israel. Por el fin de la ocupación, por el fin del apartheid y por el retorno de todas las refugiadas y los refugiados.

Viva la lucha del pueblo palestino. Viva la resistencia palestina. Abajo el proyecto sionista. ¡Unámonos mediante el BDS a la lucha internacionalista con Palestina!

Izquierda Anticapitalista

28 de agosto del 2014

 

 

Nik ez dut apartheidik erosten. Palestinaren alde sinatu ezazu!

YoNOcomproApartheid2014ko uztailaren 9an, Hagako Nazioarteko Justizia Epaitegiak palestinar lurraldean eraikitako israeldar apartheideko horma botatzea agindu zuenetik 10 urte beteko dira. Baina Israelek agindu hau bete gabe jarraitzen du eta palestinar lurralde, baliabide eta bizitzak lapurtzen jarraitzen du zigorgabetasun osoz.

Epai honen hamargarren urteurrena dela eta, Palestinako Okupazioaren aurkako Elkartasun Sareak herritarrek israeldar produktuen boikotarekin bat egiteko kanpaina abian jarri du, palestinar herriaren kontrako apartheid, okupazio, lapurreta, kolonizazio eta jazarpen politiken kontra protesta egiteko. #Nikezdutapartheidikerosten kanpainarekin bat egiterakoan, nire erosketa poltsak israeldar apartheidi on egitea ez dudala nahi aitortzen dut.

Zergatik #Nikezdutapartheidikerosten?

Duela 66 urte, 700 eta 950 mila palestinar inguru kanporatuak izan zirenetik, errefuxiatu bakar bat ere ezin izan duelako bere etxera bueltatu eta ez duelako bere etxe, lur eta jabetzen konfiskazioagatik eta jasandako sufrimenduagatik kalte-ordainik jaso.

  •  Israelek Zisjordania, Gaza eta Ekialdeko Jerusalem okupatu zituenetik 47 urte pasa direlako eta lurralde hauek bere kontrolpean jarraitzen dutelako.
  •  Hagako Nazioarteko Justizia Auzitegiak Horma botatzea agindu zuenetik 10 urte pasa direlako eta Israelek inongo zigorrik jaso gabe apartheideko azpiegitura hau mantentzen duelako.
  •  2013ko abuztuan hasitako (eta apiriliean Israelek bertan behera utzi dituenak) ustezko bake elkarrizketek iraun zuten bitartean Israelek honela jokatu zuelako: legez kanpoko asentatze israeldarretan 14000 etxebizitza berrien eraikuntza baimendu zituen, horietako 3226 Ekialdeko Jerusalemen; 508 palestinar etxebizitza, eskola, fabrika eta eraikin bota zituen; 61 palestinar hil eta 1751 zauritu zituen; 899 palestinar lekualdatu zituen eta 3300 atxilotu.
  •  Israelek palestinar lurra kolonizatuz eta palestinar herria espoliatuz jarraitu duelako, bere autodeterminazio eskubidea ukatuz eta bere oinarrizko eskubideak urratuz. Zigorgabetasun osoz.
  •  Palestinarren kontrako bere politika diskriminatzaileak boerrak hegoafrikako biztanleei ezarritakoekin alderatu direlako eta Palestinari buruzko Russel Auzitegiak, 2011ean Lurmutur Hirian egindako audientzian apartheid direla erabaki zuelako.
  •  Europako Batasuna Israeleko esportazioen hartzaile nagusia delako, eta produktu hauen zati handi bat legez kanpo ekoizten direlako palestinar lurralde okupatuan, nahiz eta gure herrialdean saltzen dituzten enpresek Israelen produzitzen direla esanez gu engainatzen saiatzen diren.
  •  Ez dudalako Nazioarteko Zuzenbide Humanitarioaren urraketa honen konplizea izan nahi, eta israeldar produktuak erosteari uko egiten diodalako.
  •  Israelen kontrako Boikot, Desinbertsio eta Zigorren nazioarteko kanpaina baketsuaren bitartez injustizia, giza eskubideen urraketak eta palestinar herriaren kontrako Israelen gerrako krimenak gelditzen lagundu dezakedalako.
  •  Gure herri eta hirietan israeldar apartheidik gabeko gune askeak irekitzea nahi dudalako, non Israelen edo estatu honek palestinar lurraldean legez kanpo eraikitako kolonietan ekoizten diren produktuak salduko ez diren.

Honengatik guztiagatik, sinadura kanpaina honekin bat egiten dut eta zuk ere palestinar herriarekin era arduratsu eta solidarioan kontsumitzeko zure nahia erakustera gonbidatzen zaitut.


 

Yo no compro apartheid, ¡firma por Palestina!

El 9 de julio 2014, hará 10 años que el Tribunal Internacional de Justicia de La Haya exigió el desmantelamiento del Muro de Anexión y Apartheid construido por Israel en territorio palestino. Pero Israel se niega a acatar esta sentencia y sigue apropiándose impunemente tierras, recursos y vidas palestinas.

Con motivo del décimo aniversario de esta sentencia histórica, la Red de Solidaridad contra la Ocupación de Palestina lanza una campaña de adhesión ciudadana al boicot de los productos israelíes en señal de protesta contra las políticas de Apartheid, ocupación, despojo, colonización y asedio impuestas por Israel al pueblo palestino. Al adherirme a la campaña #YoNOcomproApartheid, afirmo que no quiero que mi cesta de la compra beneficie al Apartheid israelí.

¿Por qué #YoNOComproApartheid?

  •  Porque 66 años desde la expulsión de entre 700 y 950 mil palestinos y palestinas y la confiscación de sus viviendas, tierras y propiedades, ningún refugiado o refugiada ha podido retornar a sus casas ni ha recibido reparación.
  •  Porque han transcurrido 47 años desde la ocupación de Cisjordania, Gaza y Jerusalén Este, y estos territorios siguen bajo control militar israelí.
  •  Porque 10 años después de la Sentencia del Tribunal Internacional de Justicia de la Haya que exigió el desmantelamiento del Muro, Israel mantiene impunemente esta infraestructura de Apartheid.
  •  Porque desde el inicio de las supuestas conversaciones de paz iniciadas en agosto 2013 y suspendidas a finales de abril por Israel, este país ocupante ha autorizado la construcción de 14.000 nuevas viviendas israelíes en asentamientos ilegales, 3226 de ellas en Jerusalén Este; ha asesinado a 61 personas palestinas y herido a 1751; ha demolido 508 viviendas, escuelas, fábricas y demás construcciones palestinas; ha desplazado a 899 y arrestado a 3300 palestinos y palestinas.
  •  Porque Israel no ha cesado de colonizar la tierra palestina y de expoliar al pueblo palestino de sus recursos, negando su autodeterminación y violando sus derechos fundamentales, con total impunidad.
  •  Porque sus políticas discriminatorias contra los palestinos y palestinas han sido comparadas con las que los Boers aplicaron a la población sudafricana, y el Tribunal Russel sobre Palestina, en su audiencia en Ciudad del Cabo en 2011, las calificó de Apartheid.
  •  Porque la Unión Europea es el primer destinatario de las exportaciones israelíes, y gran parte de estos productos son fabricados ilegalmente en territorio ocupado palestino, y porque las empresas que los comercializan en nuestro país nos engañan, vendiéndolos como si fueran fabricados en territorio israelí.
  •  Porque no quiero ser cómplice de esta violación del Derecho Internacional Humanitario, y me resisto a comprar productos israelíes.
  •  Porque a través de la campaña global no-violenta de Boicot, Desinversión y Sanciones contra Israel, puedo además contribuir a detener la injusticia, las violaciones de Derechos Humanos y los crímenes de guerra cometidos por Israel contra la población palestina.
  •  Porque quiero que en nuestros pueblos y ciudades, se vayan abriendo espacios libres de apartheid israelí, en los que no se vendan productos fabricados en este país o en las colonias construidas ilegalmente en territorio palestino.

Por todo ello, apoyo esta campaña de firmas y te invito a que tú también hagas público tu deseo de consumir de forma responsable y solidaria con el pueblo palestino.